AVISO (900x113)

El rodado fue identificado durante un operativo de rutina en cercanías del barrio denominado FONAVI.

Personal de la Policía Comunal recuperó una moto Honda 110cc. que poseía pedido de secuestro activo e inició una causa penal, por encubrimiento, contra quién se identificó como su dueño pero no quiso aportar papeles de titularidad del rodado.
Los uniformados la vieron estacionada en calle Mitre casi Zoppi y les llamó la atención que no tuviera sus “cachas” colocadas por lo que se decidió buscar al conductor para proceder a la identificación por vía de la documentación.
Una persona se presentó como el dueño, brindó su nombre y apellido, y se negó rotundamente a entregar los papeles requeridos, marchándose hacia el interior de uno de los edificios del complejo habitacional.
Ante esto, se solicitó al sistema 911 una identificación por vía informática a través del número de chasis y motor para verificar la situación del motovehículo y allí se determinó que tenía pedido de secuestro en la ciudad de Pinamar, por lo que fue trasladado a la comisaría y se realizan las actuaciones para dar con quien se presentó como dueño.
Desde la secretaría de seguridad y la dirección de tránsito informaron que este tipo de controles continuarán realizándose con todas las fuerzas disponibles para la tarea.

Publicar un comentario