AVISO (900x113)

Profundo pesar causó en su círculo familiar y de amistades el lamentado deceso de Carlos Antonio Ernalz, a los 78 años de edad.
Fue el extinto un trabajador gastronómico que por muchos años fue propietario de la confitería Alsylcar, para luego radicarse en Pinamar, explotando el restaurant Los Troncos, donde por su carácter especial logró el aprecio y la consideración generalizada

Sus restos recibieron sepultura en el cementerio de Pinamar.

Publicar un comentario