AVISO (900x113)

Los vecinos le dieron prioridad a la iluminación y mejoras en el entubado de algunos sectores. Hoy será la última reunión con habitantes del Ramón Carrillo.

La herramienta democrática del Presupuesto Participativo llevó, nuevamente, a funcionarios del ejecutivo a reunirse con vecinos para definir y calcular el costo de obras necesarias para el sector en el cual habitan.
El barrio Kennedy había solicitado una prórroga para la instancia de definición para consensuar y levantar más puntos de vista sobre las decisiones necesarias.
El secretario de hacienda, Emilio Gomory, la secretaria de gobierno, Mara Simiele, y el secretario de obras y servicios públicos, Omar Mansilla, concurrieron para tomar nota de los resultados y hacer las estimaciones necesarias en cuanto al dinero correspondiente.
El desenlace benefició a la colocación de 38 luminarias en distintas esquinas y a la compra de 15 tubos que se utilizarán para mejorar y canalizar el drenaje del agua por debajo de dos calles.
Es probable que todo esto deje algún remanente en dinero y las intenciones de los electores fue destinarlo a obras para mejorar la provisión de agua, debido a que esa zona no cuenta con servicio de agua corriente.
Ante esto se solicitaron arreglos integrales de un pozo de agua y un tanque cisterna barrial y, si sobrara dinero, se dejó en cuarto lugar a las tareas de recambio de mejorado para las calles.
Hoy se cierra el ciclo de encuentros anuales en cada uno de los barrios de este Presupuesto Participativo 2016 con las definiciones del Ramón Carrillo. La reunión comenzará a las 19 en el Centro Integrador Comunitario del Barrio Quintanilla.

Publicar un comentario