AVISO (900x113)

Podaron las rosas en el San Juan Bautista y luego plantaron los podos en el Hogar de Ancianos del Hospital Municipal además de compartir una tarde recreativa con los abuelos.

El Programa de responsabilidad social compartida, Envión, está destinado a chicos de entre 12 y 21 años que se encuentran en situación de vulnerabilidad social. Actualmente el equipo conformado por Paula Amigorena, Cecilia Asmar y Florencia López atiende a 26 adolescentes, con los cuales desarrollan distintas actividades que tienen por finalidad promover la integración social de los mismos.
En esta oportunidad realizaron una acción solidaria que consistió en hacer la poda de rosas en el Hogar de niños San Juan Bautista y luego asistieron al Hogar de Ancianos del Hospital Municipal para plantar los podos.
Según manifestó el equipo técnico del programa, el objetivo de estas tareas es integrarlos a otras instituciones de la comunidad y fomentar  el grupo operativo, demostrando que ellos son capaces explícitamente de realizar una actividad grupal en beneficio de otros, que asimismo, los lleva a una desestructuración y un nuevo y constante aprendizaje de sí mismos y del mundo que los rodea.
La idea principal es promoverlos como “agentes de cambio”, a los fines de que se sientan miembros activos y participativos de mejoras para la comunidad madariaguense de la cual todos somos parte.
La actividad de la poda la llevaron a cabo con la colaboración de Edgardo Chaparro “Bebe”, interactuando en principio con el Hogar San Juan Bautista y luego, con la autorización de Salomé Sandoval, visitaron el  Hogar de ancianos donde además de plantar los podos compartieron un rato de guitarreada y recreación con los abuelos.
Próximamente, tienen programado ir a FAE donde culminarán de plantar los podos de rosas y compartirán la jornada con los operadores de la institución.

Publicar un comentario