AVISO (900x113)

Los huevos y larvas del mosquito transmisor siguen vivos en los recipientes y estarán listos para nacer cuando suba la temperatura y acumulen agua. Por eso, éste es el momento de año para eliminarlos. La cartera sanitaria sale a los barrios para difundir medidas de prevención y descacharrar.

El mosquito no vuela en invierno. Pero sus huevos están ahí, latentes, en los envases, neumáticos, tapitas, en cualquier recipiente. Solo basta con que se junte un poco de agua y la temperatura comience a subir para que se terminen de desarrollar y nazcan los Aedes aegypti, transmisores de los virus dengue, zika y chikungunya. 
Por eso, el ministerio de Salud bonaerense realiza una campaña llamada “Que el frío no te distraiga”, que consiste en recorrer los barrios de distintos distritos bonaerenses, timbrear y conversar con los vecinos sobre las medidas de prevención del dengue. Este viernes, por ejemplo, los promotores de Salud de la Provincia irán  a Lomas de Zamora.
En manzanas seleccionadas de las localidades de Ingeniero Budge, Villa Fiorito y Villa Lamadrid, promotores sanitarios entregarán material gráfico e informarán a los vecinos cómo hacer la limpieza y el descacharrado.
“Será una concientización puerta a puerta, en la que se explicará a los vecinos la importancia de eliminar, dar vuelta o colocar bajo techo los objetos que puedan acumular agua, porque es allí donde permanecen los huevos del mosquito transmisor de enfermedades como el dengue, el zika y la fiebre chinkungunya”, explicó la ministra de Salud bonaerense, Zulma Ortiz.
En la primera recorrida se avisará a los vecinos que los días 17 y 18, los promotores de salud regresarán para colaborar en las tareas de retirar los potenciales criaderos de mosquitos. Los cacharros serán eliminados en bolsas verdes y trasladados a su destino final en camiones recolectores.
“Nuestra decisión es la de sostener y dar continuidad a las actividades preventivas también durante los meses fríos el año, porque aunque ahora no veamos mosquitos volando, sus larvas y huevos están activos”, explicó Ortiz.
Esta semana el trabajo se hará en Lomas de Zamora pero luego se repetirán en aquellos municipios que registraron mayor cantidad de casos de dengue en el verano pasado.
Tras haber realizado en julio una prueba piloto en la localidad de William Morris (Hurlingham), se prevé que en breve la operatoria de prevención llegue a barrios de La Matanza; Vicente López (Villa Martelli); Lanús (Valentín Alsina); Morón (Castelar y Merlo Gómez); Tres de Febrero (El Palomar, Caseros y Villa Alianza) y La Plata (casco urbano, Villa Elvira, Villa Montoso, El Carmen y Melchor Romero).   
“Las jornadas de descacharrado no solamente buscan eliminar los huevos que el mosquito distribuyó en distintos recipientes, sino también poner en conocimiento de la comunidad la importancia de ocuparse del Aedes aegypti todo el año”, explicó Iván Insúa, director provincial de Epidemiología e Información Sistematizada, área a cargo de los operativos.
De acuerdo con los datos del ministerio de Salud de la Nación, en el brote que se registró durante el último verano en el país la mortalidad fue de 11 personas sobre 76.000 casos. De ese total, 46.000 fueron confirmados por laboratorio y los otros por la clínica de los pacientes. El virus zika afectó a 30 personas, 23 de ellas residentes de Tucumán.

La campaña de prevención en invierno fue planificada por el ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires con la participación del ministerio de Coordinación bonaerense, la Autoridad de Cuenca Matanza-Riachuelo (ACUMAR), la Coordinación Ecológica Área Metropolitana Sociedad del Estado (CEAMSE) y el Ministerio de Defensa de la Nación.

Publicar un comentario