AVISO (900x113)

13-10-16 La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, envió a la Legislatura los proyectos de Ley Impositiva y de Presupuesto para el año que viene, que prevé gastos por más de 520.000 millones de pesos y una necesidad de endeudamiento del orden de los 60.000 millones de pesos, informaron a Télam fuentes del oficialismo bonaerense.
La iniciativa, que ingresó por la Cámara de Senadores, prevé una proyección de gasto de 521.410.794.201 pesos e incluye, después de muchos años, una pauta destinada al aumento salarial de los estatales bonaerenses estimada en el orden del 17%.
El presupuesto se terminó de delinear en una reunión que mantuvieron hoy en la Casa de Gobierno, en La Plata, el vicegobernador bonaerense, Daniel Salvador; los ministros de Gobierno, Federico Salvai; y de Economía, Hernán Lacunza; el titular de ARBA, Gastón Fossati; los legisladores bonaerenses de Cambiemos Marcelo Daletto, Roberto Costa, Jorge Silvestre y Carlos Fernández, y el diputado Mario Giacobbe, del unibloque Justicialismo Bonaerense.
Fuentes legislativas explicaron a Télam que los 521 mil millones implican 107 mil millones más (26%) que el Presupuesto proyectado-ejecutado de 2016, que estaría en el orden de los 413 mil millones de pesos.
Precisaron que el incremento responde fundamentalmente al aumento de fondos destinados a obras públicas, que será un 70% superior al de este año.
Además, manifestaron que la iniciativa contempla un endeudamiento de 60.000 millones de pesos para cubrir 35 mil millones de déficit que tendrá el Presupuesto 2017 y 25 mil millones de amortización de deuda.
La aprobación del endeudamiento requiere de los dos tercios en ambas cámaras, por lo cual el gobierno necesitará del acompañamiento de otras bancadas políticas.
La fuente explicó que la idea es que el jueves de la semana que viene tome estado parlamentario y que se trabaje en comisiones conjuntas entre Diputados y Senadores.
Además, está previsto que en diferentes días los legisladores reciban la visita de los ministros que darán precisiones de acuerdo a las áreas que tienen a cargo.
Junto al proyecto de presupuesto, el Ejecutivo enviará la ley Impositiva, que contempla las pautas con las que la provincia de Buenos Aires espera obtener los recursos para hacer frente a los gastos.
Si bien la gobernadora ya anticipó que no aplicará el revalúo fiscal, sí habrá un ajuste sobre el impuesto Inmobiliario urbano y rural del orden del 36%, fundamentado en la necesidad de actualizar los valores en torno a la inflación.
En ese sentido, las fuentes afirmaron que “el 75% de las viviendas tendrían un aumento de 14 pesos mensuales”.
En Ingresos Brutos, el impuesto de mayor recaudación propia, se prevé que habrá una baja en la alícuota del 3 al 2,5% para los comerciantes que facturen hasta 1.300.000 pesos por año; en tanto también habrá una reducción de de 1,75 a 0,50 a toda la cadena de comercialización de la carne.
Además, el proyecto no prevé cambios en la alícuota que tributa el juego ni en el Impuesto Automotor (Patentes), aunque los valores de los vehículos se actualizan en forma anual de acuerdo a la cotización que envía al Poder Ejecutivo Provincia Seguros.
Tras el encuentro, el vicepresidente 1º del Senado, Carlos Fernández (Cambiemos), explicó que “es un presupuesto equilibrado que tiene sus ejes en la obra pública, en la cuestión social y en el ordenamiento de la provincia”.

Fuente. Telam


eleco.com.ar

Publicar un comentario