AVISO (900x113)

31-03-18 Rufino Cáceres fue identificado y reducido en plena vía pública. Sobre él pesaba un pedido de detención. Recibió una pena de 10 años y medio de prisión.

La policía comunal detuvo en la madrugada del viernes a Rufino Cáceres en un operativo de control en vía pública.
El hombre fue identificado y al informarse sobre el pedido de captura activa por homicidio fue llevado a la comisaría comunal.
En junio de 2017 había sido hallado culpable por el asesinato de Néstor Mario Pugni, ocurrido el 16 de marzo de 2007 en una vivienda de Chile al 500 del barrio Belgrano.
El tribunal, integrado por los jueces Juan Pablo Curi, Carlos Enrique Colombo y Jorge Alberto Tamagno, en un juicio abreviado lo condenaron a 10 años y medio de prisión en carácter de coautor de lo sucedido.
En el mismo proceso también fue castigado con la misma pena Gustavo Daniel Baucela, alias “Pili”.

El crimen
Para los jueces ambos delincuentes ingresaron aquella tarde a la casa de la víctima y, al encontrársela, le aplicaron un fuerte golpe en la cabeza con un martillo y esa herida le provocó la fractura del cráneo y la muerte de manera casi instantánea.
Transcurridos los días el cadáver fue descubierto por la policía y ambos involucrados estuvieron al momento en que era retirado de su domicilio e hicieron comentarios al respecto. También otros testigos afirmaron que los condenados contaron detalles de lo sucedido cuando se encontraban bajo los efectos del alcohol.

También hubo allanamientos en las casas de los sindicados y se recuperaron elementos que pertenecían a la víctima.

Publicar un comentario