AVISO (900x113)

15-04-18 En la tarde de ayer, un grupo de unos quince autos 4×4 de la marca Subaru, se dirigieron por la playa hacia la zona del Faro, con visibles identificaciones y numeraciones de una “travesía” organizada. En el puesto de Guardaparques, se les indicó por dónde está permitido circular, pero apenas pasado el punto de control, varios de los vehículos se adentraron en los médanos, zona donde está estrictamente prohibido el tránsito.
Los guardaparques, ante la situación, tuvieron que llegar hasta la zona donde realizaban maniobras a alta velocidad y exigirles que vuelvan a la zona de playa media, donde está permitida la circulación, y ante la mala actitud de algunos de los conductores convocaron a la Policía, para evitar que los vehículos siguieran dañando el patrimonio natural.
Este tipo de travesías son uno de los principales motivos de daños en la Reserva, ya que muchas empresas organizan este tipo de “evento” sin respetar las normas, y muchas veces invaden las zonas resguardadas como refugio de la fauna autóctona, e incluso en algunas oportunidades por impericia de los conductores se han provocado accidentes e incendios de pastizales.


elfundadoronline.com

Publicar un comentario