AVISO (900x113)

26-06-18 Cuando faltaban seis minutos y  la desazón ganaba nuestro espíritu, apareció Rojo y con un fuerte remate sello el triunfo argentino y nos devolvió el alma al cuerpo, poniéndonos en carrera para enfrentar el sábado a Francia por los octavos de final.
Madariaga también explotó de alegría y muchos automovilistas que salieron a las calles céntricas para hacer sonar sus bocinas con banderines y todo la que identificara al país y dar rienda suelta a tanta emoción contenida.

La afición madariaguense amante del fútbol y la selección quedó demostrada en las imágenes que aparecen los grupos de argentinos dispersos en Rusia, done como fondo aparece una bandera argentina con la palabra Madariaga, como hijos bien nacidos de la ciudad gaucha.

Publicar un comentario