AVISO (900x113)

09-09-18 Cuando en fútbol pasa mucho tiempo sin poder un equipo vencer a otro, eso se llama paternidad y eso fue lo que ocurrió en el clásico entre Juventud Unida y El León, cuando nuevamente los albinegros se alzaron con la victoria.
Como siempre pasa en los clásicos fue mucha la concurrencia que se hizo presente en el estadio Alcuáz, que a pesar de la llovizna del segundo tiempo y que todos no salieron conformes con el resultado, el trámite fue intenso.
Vimos a dos equipos en la cancha, uno Juventud Unida que se brindó totalmente, teniendo más tiempo la pelota en su poder, pero muchas veces no sabía que hacer con ella y El León que esperaba agazapado, pero cuando se lanzaba al ataque ardía Troya.
Fue así que cuando se llevaban jugados 37 minutos. se producen  dos peligrosos tiros de esquina para El León, que produjeron una serie de rebotes, que finalizó Pringles con un fuerte remate anotando el único gol del partido.
Adelantó sus líneas aún más Juventud Unida en todo lo que restaba del encuentro, solo hubo para destacar las dos expulsiones, una por bando,     de Juventud Unida y Blanco de El León.

Las Formaciones
Juventud Unida: Albarengo, Dragojevich, Mendoza, Echeveguren, Dragojevich, Rojas, Siste, Iglesias, Rodríguez, Montenegro y Barbera.
El León: Cardoso, Cabrera, Desimone, Ortíz, Phoyú, Harisgarat, Blanco, Pringles, Prado, Verges y Estigarribia.
Jueces Gatti, Alves y Rivero.

Publicar un comentario