AVISO (900x113)

05-09-18 La película de Pablo Trapero permanecerá en pantalla hasta el domingo inclusive.

Pablo Trapero, realizador de títulos tan emblemáticos y convocantes del cine argentino como Mundo grúa, El bonaerense, Leonera, Carancho, Elefante blanco y El Clan; es sin dudas uno de los importantes nombres de la pantalla grande nacional. Sus historias han estado siempre signadas por una impronta realista, con apuntes de crítica social y conflictos precisamente trazados. Dentro de su filmografía, “La Quietud” representa un volantazo absoluto, un renovado y sorprendente cambio de paradigmas.
Un film que convocó a muchos espectadores y es por eso se queda en cartelera por unos días más con su habitual entrada de 50 pesos la general y de 25 para jubilados. Las proyecciones serán hoy miércoles, mañana jueves y el viernes a las 21 horas. En tanto el domingo tendrá su función a las 18.

Crítica de Catalina Dlugi:
Una película distinta que se aleja de mundos marginales y punzantes temas sociales  para internarse en las relaciones de una familia aristocrática que habita una hermosa estancia que se llama como el título del film.
Una ironía que a poco se descubre, tras la apariencia de opulencia y calma, bulle de secretos, pasiones, odios añejados, relaciones peligrosas. En contraposición con el afuera bello, el  adentro no tarda en estallar.
Entre un hecho que convoca a la hermana que vive en Paris, que finalmente se reencuentra con la que se quedó junto a su madre. Entre Martina Guzmán la menor y Bérénice Bejo, la levemente mayor existe un vínculo único que se descubrirá totalmente hacia el final. Pero entre ellas una matriarca el papel de Graciela Borges dominando las riendas de una realidad que no se sostiene.
Las mujeres reinan en el film en sus relaciones endogámicas, dominadas por pulsiones de pasión y muerte, verdades enterradas y vergonzantes, mentiras patológicas. Los hombres asisten a ese mundo casi sin comprender,  actuando por impulso.
El trabajo de Graciela Borges es sorprendente, de un espesor dramático conmovedor. Buenos desempeños de Joaquín Furriel y Edgar Ramírez.   Una trama que tiene el suspenso de un policial, con un toque Trapero muy especial, y una vuelta de tuerca que supone que la libertad es una utopía para las jóvenes de la familia no tan normal.

Sala: Casa de la Cultura (Dr. Carlos Madariaga y Alberti).
Entrada: 50 pesos (general) / 25 pesos (jubilados).
Funciones: jueves 21 hs /  viernes 21 hs / domingo 18 hs.
Duración: 117 minutos.

Publicar un comentario