AVISO (900x113)

06-09-18 De esta manera se busca poner en valor a los ejemplares ubicados en uno de los principales puntos de la ciudad.

Medio Ambiente y Servicios Públicos trabajaron en conjunto para revalorizar a las clásicas Araucarias de la plaza Madariaga y en cada ejemplar, instalaron 2 reflectores que iluminan las plantas.
La especie, Pino Paraná, no es habitual en la zona y en nuestra ciudad hay pocos ejemplares.
Estos árboles suelen tener hasta 50 metros de altura y durante los meses de marzo y abril desprenden sus piñas, las cuáles pueden ser peligrosas para transeúntes o personas que se busquen guarecer de alguna lluvia.

Los ejemplares comienzan a florecer a los 25 años, produciendo todos los años, pero cada 2 a 5 años en mayor abundancia (decebía).

Publicar un comentario