AVISO (900x113)


Comenzó el aislamiento obligatorio y la gran preocupación en la costa es la gente que llegó en los últimos días.


A pocas horas de la declaración del "aislamiento social preventivo y obligatorio" lanzado por el gobierno nacional, la mayor pregunta en Villa Gesell y toda la Costa Atlántica es qué hacer con los turistas que llegaron en los últimos días y deberían regresar a sus hogares.

Si bien esta situación específica no está contemplada dentro de la reglamentación que se dio a conocer, entre los exceptuados de cumplir la medida (donde están fuerzas de seguridad, servicios de salud y un amplio etc.) están "Personas que deban asistir a otras con discapacidad; familiares que necesiten asistencia; a personas mayores; a niños, a niñas y a adolescentes y personas que deban atender una situación de fuerza mayor", categorías que pueden incluir a quienes deseen regresar a su hogar. No está claro aún si se tendrá que realizar algún tipo de trámite sea online o presencial en este sentido.

Lo que está claro es que no hay obligación de retirarse, y que no se repetirán situaciones como las que se vivieron ayer en la rotonda de Pinamar con residentes de Costa Esmeralda que pretendían entrar a la ciudad a realizar compras y fueron rechazados por un piquete de vecinos. Con esta nueva situación, estas personas podrán circular para la compra de alimentos y otros insumos, aunque deban hacerlo por ruta.

La mayor preocupación que genera esta sobrecarga a la población habitual son los servicios sanitarios. En toda la zona hay apenas una docena de respiradores (el Hospital de Gesell es uno de los más equipados, con tres aparatos), y una capacidad instalada que es apenas suficiente para los residentes de La Costa, Lavalle, Madariaga, Pinamar y Mar de Ajó.

También preocupa en esta situación crítica la provisión de alimentos, insumos de limpieza y en especial medicamentos, ya que no se sabe aún hasta qué punto será

elfundadoronline.com

Publicar un comentario